Cultura Transversal

La novela del otro

Posted in Arte Taurino, Autores, Joaquín Albaicín, Libros, Literatura, Publicaciones by paginatransversal on 1 febrero, 2016

JOAQUÍN ALBAICÍN - Foto José Luis Chaín-Soria Taurina

por Joaquín Albaicín – Pocos hombres, en el siglo XX, habrán salido triunfadores de un farol en la mesa de póquer donde da las cartas el Destino con la contundencia que Manuel Benítez El Cordobés. Ni, tras recoger del tapete la montaña de billetes verdes, conocido la fama que él, cuyo rostro, poco después de haber saltado de espontáneo en Las Ventas –corría 1957- y salido de la plaza esposado por la Guardia Civil, empezó a ocupar en cascada la primera plana de diarios y revistas de todo el mundo. En cuanto a tirón mediático, El Cordobés se medía de tú a tú con los Rolling Stones, María Callas, Peter O´Toole o Dalí, que se dice pronto. De hecho, han pasado ya sesenta años de aquello y no por nada acaba de salir una novela cuya portada ocupa todavía su faz inconfundible, sesgada por ese flequillo de desertor del arado que hizo célebre. Con esa palabra -“¡Adiós, desertor!”- se saludan aún el apoderado Paco Dorado y Manuel Benítez. Prófugo uno del arado y del ladrillo el otro, matizan.

Es bueno y saludable que se escriban novelas de toros o, al menos, con reminiscencias taurinas, que es lo que ha hecho Berta Vias Mahou con Yo soy El Otro (Acantilado), algo así como la cruz de la moneda o la réplica local a toro pasado del …Y llevarás luto por mí de Collins y Lapierre. No sé si la autora será o se considerará aficionada, pero bueno. No lo era Carlos Velo, director de ¡Torero!, el magnífico drama protagonizado por Luis Procuna que, en realidad, no plasmaba tanto un argumento taurino como un retrato del miedo, lo que no ha impedido que sea considerado por muchos la mejor película de toros jamás rodada. Un poco en esas coordenadas se ha movido Vias Mahou -un segundo apellido que en las tertulias taurinas de la época que juega a retratar tenía en El Águila un firme competidor- al dar a luz en el fondo a una novela sobre el fatalismo rápidamente asumido por quien, a temprana edad, se sospecha mero títere del Destino y juzga una pérdida de tiempo recurrir a las herramientas con que este puede ser modificado y que, por lo demás, tampoco nadie le explica que existen.

José Sáez, protagonista del relato, se percata desde muy jovencito de que se parece tanto al Cordobés que, por la calle y hasta en el tendido, la gente le confunde con él. Y, empujado por los buscavidas siempre rezongantes por las periferias del taurinismo y que le convencen para anunciarse no como José Sáez El Cordobés II, sino como José Sáez El Otro, se ve abocado a una carrera novilleril que -reverso pobretón de la del ídolo- transcurre más por las páginas de las revistas que resaltan su parecido con la gran figura que por los callejones y arenas de las plazas de toros. Es una España taurina -aquella en que El Cordobés salvaba a los mandos de su avioneta privada la distancia entre un ruedo y el siguiente mientras su alter ego cutre recorre la misma geografía que él un poco como lo haría un vendedor de crecepelo- a la que Vias Mahou se acerca con no poca perspicacia.

Además, con su novela y la cubierta de la misma ya ha hecho más por la pervivencia de la Fiesta que todos los ganaderos de bravo, a quienes por lo general se supone devotos católicos pero no son capaces de, el día de San Antón, 17 de enero para más señas, mandar llamar a un cura para que vaya a la finca a bendecirles el ganado, a ver si tras el golpe de hisopo embiste mejor. De hecho, seguramente ni siquiera saben de San Antón, ni de su fecha ni de su patronazgo. Al menos, nosotros no tenemos noticia del llamado al sacerdote. A lo mejor el Cura de Valverde sí bendecía a sus toros de legendarias malas pulgas, pero tampoco, la verdad, pondríamos la mano en el fuego…

Así, ayuna como anda de bendiciones, luce el pelo a la Fiesta, más necesitada que nunca de un flequillo. Y a la vuelta de la esquina limpian ya sus instrumentos los clarineros de Valdemorillo…

Foto: José Luis Chaín

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: